Sínodo de juventud ~ la esperanza

“La esperanza nos desafía y nos moviliza. . Que los Padres sinodales no se dejen asfixiar por los profetas de calamidades y del infortunio, o por sus propios límites, errores y pecados, sino que sean capaces de encontrar espacios para inflamar el corazón y discernir los caminos del Espíritu.”

Estos fueron los deseos del Papa Francisco en el reciente SÍNODO de la JUVENTUD en Roma, que no perdamos la capacidad de soñar. Así llamado Sínodo de Juventud, se trató de una Asamblea internacional de Obispos, pensada para ellos. Fueron invitados a participar jóvenes, hombres y mujeres de los 5 continentes con inquietudes, comprometidos en sus iglesias.

El Papa, siempre preocupado por los problemas de la humanidad, mostró gran interés en este Sínodo para comunicar un mensaje de esperanza. Por la necesaria actualización de estructuras, tan alejadas de la juventud, por su poca presencia, igual que la mujer.

Pondré aquí algunos puntos muy resumidos, los TEMAS principales y conclusiones:

– Los jóvenes desean una Iglesia más auténtica, transparente y alegre; una Iglesia de santos de verdad.
– Que promueva la participación de todos los bautizados y personas de buena voluntad, según edad y propia vocación.
– Denuncian incomprensión, autoritarismo y desconfianza en los responsables, pastores y dirigentes.
– Muy necesario el acompañamiento para discernir bien, la ayuda personal, líderes con profunda experiencia de fe y de humanidad.
– Pidieron una mayor presencia y participación femenina en la toma de decisiones en la iglesia.
– Aprender de las minorías y de situaciones de exclusión, motivo de renovación y desafío de acogida: los migrantes, las familias, los homosexuales.
– Se valoró la acogida responsable de refugiados y de personas desplazadas, apreciando el esfuerzo hecho en el campo educativo y social.

Terminó la reunión, comenzará la vida, con sus planes y promesas. En los participantes quedará positiva la experiencia; en los ausentes brotará tal vez la esperanza.

“¡Qué importante es para nosotros escuchar la vida! Escuchar con amor, con paciencia, como hace Dios con nosotros. Dios no se cansa, siempre se alegra cuando lo buscamos. Pidamos también nosotros la gracia de un corazón dócil para escuchar.” (Francisco)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.