Santos y difuntos | Tu cruz

“Será necesario que el Hijo del hombre sufra mucho, será humillado, rechazado . . Si alguno quiere seguirme, habrá de renunciar a sí mismo y tomar cada día su cruz. El que pierda su vida por mi causa, la salvará”, san Lucas c.9.

Enfermedad, muerte, sufrimiento . . A la vista de lo que vivimos en amig@s, en seres muy queridos o en nosotros mismos, con ánimo de consolar, quise traerles sentimientos y deseos sinceros, como otros años por las celebraciones de los santos y difuntos.

La ocasión llegó tiempo atrás, en la oración del grupo, al escuchar aquel evangelio difícil; alguien pudo imaginar esas palabras duras de Jesús de Nazaret dirigidas a un discípulo indeciso, o a cualquiera de nosotros:

. . Mira, yo padecí y fui rechazado, por mostrar el rostro del Dios vivo, por plantar cara a los maestros de la ley, por tirar los muros del egoísmo. Fui ejecutado en una cruz, entre acusaciones de los sumos sacerdotes, y al tercer día resucité.
. . ¿Qué vas a hacer tú con tu vida? Si quieres ser mi discípulo, si quieres compartir mi vida y mi pasión, no te pongas en el centro de todo. Pon en el centro a Dios y a tu prójimo, y verás como cambian las cosas.
. . Carga con tu cruz de cada día, vente conmigo, estoy cerca y no siempre te das cuenta. Si quieres poseer tu vida, verás que no tienes nada. Si aprendes a regalarla, verás que está llena. ¿De qué te servirá ganar el mundo si te sientes vacío, sin nada?

– Sí, es verdad. Mi vida podré vivirla con amor o con rabia, viendo tanto sufrimiento injusto, con rechazo o con generosidad, con deseos de ayudar y sanar, como tú, ofreciendo lo mejor de mí mismo, aun con sacrificio.
– Entonces me sentiré bien, se encenderá mi luz, y tendré la paz que Jesús prometió a sus queridos discípulos, ‘Reciban mi paz, no teman, yo venceré al mundo, al mal y la muerte’.

“Si uno quiere guardar su vida, la perderá, pero el que la pierda por mí y por el evangelio, la encontrará”, san Mateo c.16.

– Añadiré unos sentimientos de simpatía y complicidad entre el Cristo de la cruz y quien lo contempla con afecto y reconocimiento:

Él sufre con nuestros sufrimientos
Está triste por mis tristezas
Se siente solo con mi soledad
Abandonado por nuestros abandonos
Rechazado en nuestros rechazos
Se siente agredido con nuestras agresiones
Injuriado cuando injuriamos
Despreciado con nuestros desprecios
Herido con mis heridas
Aliviado con nuestras caricias
Consolado con mi amistad y compañía.

– Para terminar con este poema y canción de C.Gabarain:

“El santo no es un ángel,
es hombre en carne y hueso
que sabe levantarse
y volver a caminar.
El santo no se olvida
del llanto de su hermano,
ni piensa que es más bueno
subiéndose a un altar.
Santo es el que vive su fe con alegría
y lucha cada día pues vive para amar”.

__________

* Imagen: Via crucis, Marko Rupnik, Cristo bajado de la cruz y puesto en el sepulcro. Y también, “Detuvieron a un tal Simón de Cirene, que volvía del campo, y lo cargaron con la cruz, para que la llevara detrás de Jesús”, san Lucas c.23.

Elegir bien ~ Dos espíritus

# Algunos sintieron curiosidad por saber más del tema, al leer aquí mismo días atrás:

“¿Cómo saber si estoy siguiendo los pasos del mal espíritu? Por el rastro que deja, por sus efectos en mí. A diferencia del espíritu bueno, el maligno deja impaciencia y tristeza, distancia de Dios y mucho amor propio, cerrazón y oscuridad en el alma, orgullo y autoengaño” (‘Liberación del mal’).

El punto de partida fue la contrariedad sentida en el interior de cada uno, como en un combate espiritual. Será poco decir que fue ‘la voz de la conciencia’, o una inquietud por heridas o culpas pasadas.

Escoger entre un camino de bondad y libertad y otro de egoísmo y servidumbre, ese será el problema. La persona que se vió a sí misma como dividida, rota e indecisa. Al creyente no le bastará la explicación de la psicología.

San Pablo trató el tema como un conflicto personal, un dilema sin resolver:

“No entiendo mis propios actos: no hago el bien que quiero, sino el mal que no quiero. No soy yo quien obra el mal, sino el pecado que habita en mí. El hombre interior se siente de acuerdo con la Ley de Dios, pero otra ley lucha contra la ley de mi espíritu, y me hace esclavo”, a los Romanos c.7.

# Para que la libertad tome bien sus decisiones, el libro “Ejercicios” de Ignacio de Loyola aportó unas ayudas para discernir o distinguir la acción de los dos espíritus.

A la búsqueda de conocer mejor la voluntad de Dios y de ponerla en práctica, tomaré nota de las diversas consecuencias para mi vida, y de la huella que uno y otro espíritu dejaron en mí:

Esp° del BIEN . . | . . Esp° del MAL

– alegría . . . . . . . . . tristeza
– paz . . . . . . . . . . . inquietud
– fe . . . . . . . . . . . oscuridad
– esperanza . . . . . . . desaliento
– apertura . . . . . . . cerrazón
– amor . . . . . . . . . distancia
– ánimo . . . . . . . . . desánimo
– confianza . . . . . . . . . temor
– humildad . . . . . . . . . soberbia
– entrega . . . . . . . . . repliegue
– acogida . . . . . . . . . exclusión
– reunión . . . . . . . . . dispersión
– vida . . . . . . . . . . . muerte

En la oración más conocida de Jesús de Nazaret, la última petición reflejó bien su propia experiencia: “Padre nuestro . . No permitas que caigamos en la tentación, y líbranos del Maligno”.

[Imagen: H. Matisse, Blue nude, 1952]

# Terminaré ahora el tema con estos versos que fueron también canto. La palabra que de lejos llegó al corazón a veces para herir, también para curar y salvar:

«Hay palabras que hieren o matan,
hay palabras que ahogan y arañan.
Palabras vacías, palabras gastadas,
palabras que hielan, palabras que cansan.

Y palabras serenas, palabras que calman,
palabras que llenan de noche callada.
Palabras que crean, palabras que sanan,
palabras tan tiernas, palabras que salvan.

Y el silencio donde curo tanta palabra.
Y el silencio donde busco Tu Palabra.»

[Al-Haraca, Palabras de vida]

Luz

Pensé ofrecerles por el aniversario esta pequeña entrada, sincera, agradeciendo mucho su amistad.

+ Junto a la mesa dispuesta para la ofrenda de velas en una Iglesia, descubrí la sencilla oración que hoy les pondré aquí. Confío les guste, que resuma bien alguno de nuestros mejores deseos, que se cumplan, que sirva así de oración y bendición para todos los que la lean. Gracias.

“SEÑOR,
que esta lámpara que enciendo sea:
LUZ
con la que ilumines mis dificultades;
FUEGO
que queme todos mis egoísmos;
LLAMA
que me enseñe a amar y servir.

SEÑOR,
hoy no tengo tiempo para más,
pero te dejo algo de mí mismo
en este símbolo.
Ayúdame a prolongar mi oración,
a lo largo de mi vida.”

+ Por mi parte les recordaré algunos versos del Salmo n.27, un canto de plena confianza:

– El Señor es mi luz y mi salvación,
¿a quién temeré?
El Señor es la defensa de mi vida,
¿quién me hará temblar?
– Él me protegerá en su tienda
el día del peligro,
me esconderá en lo escondido de su morada;
no temeré, levantaré la cabeza
sobre el enemigo que me cerca.

* En la ocasión vino a la memoria un antiguo post “Eres todo”.

Ayuno

“El ayuno que a mí me agrada consiste en que rompas las cadenas de la injusticia y acabes con la tiranía; en que compartas tu pan con el hambriento y recibas en tu casa al pobre sin techo; en que vistas al que no tiene ropa y socorras a tus semejantes”, Isaías c.58.

Recibí por la Cuaresma un escrito como del Papa Francisco, que algo reformado les pondré en el blog. Tal vez algunos ya lo conozcan. Es exigente y concreto. Restaurar grietas del alma y reparar las relaciones personales, atreverse con lo que pareció imposible. Siendo yo mejor haré más agradable mi medio ambiente. Será el ‘ayuno’ que Dios quiere.

“La Cuaresma y el ayuno para el Papa Francisco”

10 manifestaciones de amor:

1 . Saludar y dar las gracias siempre, con alegría.
2 . Recordar a los demás cuánto los amas.
3 . Detenerte para ayudar. Estar atento a quien te necesita.
4 . Levantar los ánimos a alguien.
5 . Celebrar las cualidades o éxitos de otro.
6 . Seleccionar lo que no usas y regalarlo a quien lo necesita.
7 . Ayudar cuando se necesite, para que otro descanse.
8 . Corregir con amor, no callar por miedo.
9 . Tener buenos detalles con los que están cerca de ti.
10. Ayudar a los demás a superar obstáculos.

camp_semsanta-21

El mejor ayuno:

·· Ayuna de palabras hirientes, y transmite palabras bondadosas.
·· Ayuna de descontentos, y llénate de gratitud.
·· Ayuna de enojos, y llénate de mansedumbre y de paciencia.
·· Ayuna de pesimismo, y llénate de esperanza y optimismo.
·· Ayuna de preocupaciones, y llénate de confianza en Dios.
·· Ayuna de quejarte, llénate de las cosas sencillas de la vida.
·· Ayuna de presiones, y llénate de oración.
·· Ayuna de tristezas y amargura, y llénate de alegría el corazón.
·· Ayuna de egoísmo, y llénate de compasión por los demás.
·· Ayuna de falta de perdón, y llénate de actitudes de reconciliación.
·· Ayuna de palabras, y llénate de silencio y de escuchar a los otros.

“No caigamos en la indiferencia que humilla, en la costumbre que anestesia. Abramos nuestros ojos para mirar bien las miserias del mundo, las heridas de tantos hermanos y hermanas privados de la dignidad, y escuchemos su grito de auxilio”, Jubileo Misericordia n.15.

El hombre y Dios

Homm_SafetZec12Vean un apunte más de evangelio. Hoy quise traerles una descripción del hombre que huye, que no encuentra la paz en su mundo familiar ni en su religión, que pide explorar otras posibilidades, lejos del Padre y del hermano.

– Una necesidad vital le hizo dar la espalda a todo y lo puso en camino. En los otros y en sí mismo encontró egoísmo, envidias y soledad. En Dios sin embargo, en el Padre de la parábola, solo halló compasión y corazón.

«El hombre es este hijo pródigo. Hechizado por la tentación de separarse del Padre para vivir independiente la propia existencia. Desilusionado por el vacío que como espejismo lo había fascinado; solo, deshonrado, explotado, mientras buscaba construirse un mundo todo para sí; atormentado desde el fondo de la propia miseria por el deseo de volver a la casa del Padre» (Juan Pablo II).

– Su padre lo vio de lejos y se enterneció, salió corriendo y lo cubrió de besos.

En una sociedad tan competitiva urge hacer elogio de la bondad y la ternura como de una riqueza, el servicio y la misericordia no son debilidad sino fortaleza. Paradojas y peleas seculares entre el bien y el mal, entre la violencia y la paz, el rechazo o el abrazo…

El Papa Francisco nos alertó recientemente: “Nuestra casa común está contaminada y no deja de deteriorarse. Necesitamos el compromiso de todos, debemos proteger al hombre de su propia destrucción”.

————-
-Imagen: Safet Zec, Bosnia.
-Hijo pródigo, San Lucas c.15
-Compasión: la virtud de compartir y sentir como propio el sufrimiento de la persona que ama.

( Vean también nuestro post “Volver a casa” )

La familia | la soledad

Arrancó en la ciudad del Vaticano la Asamblea o Sínodo, sobre el tema de la FAMILIA. El Papa Francisco pidió en la inauguración que la Iglesia se presente “próxima como un padre, que proteja sin reemplazar, que corrija sin humillar, que eduque con el ejemplo y la paciencia”.

Charles_Chaplin_Jackie_Coogan-bSe abordó también el tema de la SOLEDAD, un drama que aflige a muchos hombres y mujeres, como los ancianos, los viudos y viudas, los abandonados por sus parejas, los inmigrantes o los jóvenes, “víctimas de la cultura del consumo, del usar y tirar”.

“Son cada vez más las personas que se sienten solas, y las que se encierran en el egoísmo, en la melancolía, en la violencia destructiva y en la esclavitud del placer y del dios dinero.”

Súplicas para que valoremos lo bello y lo bueno que hay en la experiencia familiar y conyugal, que abracemos las situaciones de vulnerablidad que ponen a prueba la familia: “la pobreza, la guerra, la enfermedad, las relaciones laceradas y deshilachadas de las que brotarán resentimientos y rupturas”.

También ahora mentalidades estrechas, obstinadas en tradiciones, descuidando el cuidado de las personas, olvidarán “el mandamiento principal” de la misericordia, juzgando y dejando a muchos en la cuneta, fuera del templo y de la comunión fraterna, causando exclusión y culpa por situaciones de ruptura o formas no tradicionales de convivencia. Un llamado valiente a la acogida y la reconciliación, sin límite.

* Fotograma: Candilejas, última película que produjo Ch. Chaplin, USA 1952. “Un viejo payaso, después de evitar el suicidio de una joven bailarina, no sólo la cuida, sino que, además, se ocupa de enseñarle todo lo que sabe sobre el mundo del teatro para hacerla triunfar. Último y melancólico film americano de Chaplin.” (FilmAffinity)

Buenos por naturaleza

Podrán leer hoy en el blog un pensamiento positivo. Recuerden cuando el día pareció apoderarse de la noche, la vida floreció adornando de belleza y de luz lo que antes fuera oscuridad. Pasarán las estaciones, alternancia de luces y sombras, como en la vida misma, la vida nuestra de cada día.

picasso_niñoconlapaloma_1901-bl2No olviden sin embargo los pensamientos invernales, cuando la oscuridad y la noche pensaron acabar con la luz y la vida.

Ah, si la realidad solo fuera primavera, si la compasión o el azul del cielo vencieran ya toda oscuridad y egoísmo, o la violencia fuera desarmada al fin por un amor puro y eterno… Victoria soñada, utopía, tras tanta lucha por una humanidad recuperada.

– Verán en síntesis lo que piensa el psiquiatra español Rojas Marco. Noten su opción decidida por el bien y la bondad. ¿Idealista? ¿optimista? ¿soñador? Tal vez solo fundamental, buscando las esencias buenas e innatas de todo, mas ocultas y afeadas, ¿por el pecado? ¿por la maldad aprendida? ¿Será esa la bondad divina olvidada o la belleza original rota? ¿el paraíso perdido nuevamente prometido?

«Es un hecho irrefutable que las personas son pacíficas y bondadosas de nacimiento. La compasión y la generosidad brotan en el ser humano con una extraordinaria facilidad. Y es que ninguna sociedad puede existir sin que sus miembros convivan sacrificándose continuamente los unos por los otros. Este hecho explica el que los legendarios mandatos y castigos divinos como el pecado original, el decálogo, el diluvio universal o el contrato social no sean literalmente ciertos. No tanto porque nunca ocurrieran, sino porque nunca fueron necesarios.»

– Cada cual pensará su acuerdo o desacuerdo, al despertar obrará en consecuencia. La apuesta por el bien y la bondad será tal vez costosa, extraña, mas será transformadora.

————
* Luis Rojas Marco, “Todo lo que he aprendido. 303 ideas para una vida mejor”, 2014.

-Imagen: Niño con paloma, Picasso, 1901. La inocencia, fragilidad y levedad del ser.

Cómo es Dios

vel_lampara_ñ2
A ti que buscas conocer a Dios, te pondré aquí este apunte de religión, fruto de alguna lectura. En los evangelios me llamaron la atención unas enigmáticas palabras de San Juan el discípulo amado:

– “A Dios nadie lo vió jamás”.
– “Ustedes no conocen ni conocerán a Dios, solo buscan su propia gloria”.
– “Yo les explicaré quién es Dios, yo mismo se lo daré a conocer”.
– “Solo el que ama conocerá a Dios, porque Él es amor”.

Así fue el pensamiento de Jesús de Nazaret, contado por quienes lo conocieron bien. Más que saber de Dios, interesará conocer su relación con nosotros, con la vida y las personas, su implicación en el presente y el futuro de la humanidad. Saber si pudiera iluminar nuestro destino final incierto, más allá de la muerte biológica; una inquietud de siempre para creyentes o no, una cuestión que interesa en este blog y a sus lectores.

¿Cómo es Dios? Pondré aquí unas afirmaciones que leí tiempo atrás, moviendo de lugar viejas ideas sobre lo humano y lo divino, a la vista entonces de un pequeño belén navideño:

• Dios es sencillo, cercano de las personas humildes, lejos de aquellos cuyo esfuerzo está obsesivamente dirigido a tener siempre más.
• Dios es gratuito, será comprendido más fácilmente por el pueblo sin recursos que por aquellos que piensan poder adquirirlo todo con dinero.
• Dios es bueno, lo entenderán mejor los que en verdad se quieren y ayudan como hermanos; más difícil será para los que viven egoístamente, estrujándole a la vida toda felicidad.

En la Biblia podrán leer esta reconfortante descripción del modo de ser de Dios, apostando por ubicar a Dios en el origen del origen de todo, también en nuestro tramo intermedio de ahora, y en el fin del final de todo:

“Señor, el mundo entero es ante ti como grano de arena en la balanza, como gota de rocío mañanero que cae sobre la tierra. Pero te compadeces de todos, porque todo lo puedes, cierras los ojos a los pecados de los hombres, para que se arrepientan. Amas a todos los seres y no odias nada de lo que has hecho. ¿Cómo subsistirían las cosas, si tú no lo hubieses querido? ¿Cómo conservarían su existencia, si tú no las hubieses llamado? Pero a todos perdonas, porque son tuyos, Señor, amigo de la vida. Todos llevan tu soplo incorruptible. Tú corriges a los que caen, para que se conviertan y crean en ti, Señor.” (Sabiduría c.11)

(Vean sobre el tema nuestra entrada “Secretos de Dios”)

El amor a sí mismo

gauguin_felicidad-bl

No es tema frecuente de escritura, acaso por pudor, si confundieran el amor a sí mismo con el egoísmo; dos conceptos diferentes aunque próximos. El amor a uno mismo es positivo, fue la medida de un amor correcto al prójimo, según la Biblia, “Amarás al prójimo como a ti mismo”, con una misma exigencia. El egoísmo sin embargo afectará al amor en negativo, centrando todo en nosotros, bloqueando la entrega. El amor a ti mismo causa felicidad, el egoísmo no.

«Tú mismo, tanto como cualquier persona en el universo entero, te mereces tu amor y afecto. Debes amarte a ti mismo antes de amar a otra persona. Al aceptarte a ti mismo y lo que eres, tu simple presencia hace a otros felices» (Buddha)

Fue por la concesión del Premio de Humanidades al Profesor Emilio Lledó, que llegó la oportunidad de pensar sobre el tema del amor, de los tipos de amor y sus conexiones, del amor a uno mismo. Actualmente el filósofo está trabajando en un ensayo sobre los afectos.

«Los afectos no tienen una gramática como la Filología, pero eso le da fuerza y libertad. Habría que pensar en una gramática de los afectos para que el amor no se convierta en odio o la amistad en enemistad. El principio de las relaciones afectivas que tengamos empieza con la relación afectiva con nosotros mismos. Y esto te obliga a mejorarte, luchar para mirarte en el espejo y no avergonzarte»

* Premio Princesa de Asturias de Comunicación y Humanidades, España, 2015.

Poco después leí este pensamiento: que una persona sabia será aquella que busca la felicidad en él y no en los ojos de su vecino. Estos tiempos en que todos nos empeñamos en poner nuestra felicidad en manos de los demás, en que nos acepten, que nos admiren, que nos quieran.

————–
-Paul Gauguin | Arearea (Felicidad) | 1892
-También en nuestro blog vean el tema “El egoísta”

Decálogo de la felicidad, Papa Francisco

El diario Clarín, en su revista dominical ‘Viva’, presentó el pasado 27 de julio lo que llamó “los tips del Bergoglio para alcanzar la felicidad”. Fue la primera entrevista del Papa latino para un medio argentino.

Se trata de los diez puntos que para el Papa FRANCISCO serán clave para llevar una vida feliz, dando felicidad. Nada de nuevo ni de raro, sino de sentido común, pero sí suponen hacer la opción, pues no todo vale lo mismo. La máxima preocupación del Papa será la PAZ en los pueblos en guerra, las familias y la infancia.

Los medios y las redes sociales difundieron al momento la publicación, hablaron de “Los diez consejos para ser feliz del Papa Francisco”:

eva-vazquez-5b

1 . “Vive y deja vivir”, el primer paso de la PAZ y la felicidad, dejar paso a los demás, facilitar el camino de otros, acompañar, respetar no entorpecer.
2 . “Darse a los demás”, sin estancarse cada uno en su egoísmo, abriendo la vida propia y su corazón.
3 . “Moverse remansadamente”, actividad sí, mas con benevolencia y humildad, con pausa e interioridad, sin ello será solo el vacío y la nada.
4 . “Jugar con los chicos”, tiempo para ellos, para la lectura, la conversación, la sana cultura del ocio, sentirse bien juntos.
5 . “Compartir los domingos con la familia”, la vida de familia una prioridad para ser feliz y el equilibrio, descanso y felicidad compartidos.
6 . “Ayudar a los jóvenes a conseguir empleo”, el problema agudo de nuestro tiempo que desespera a tantos, se disparó el índice de suicidios.
7 . “Cuidar la naturaleza”, se nos va de las manos la vida con el trato indiscriminado e interesado de los medios naturales, será como un suicidio para nuestros hijos y nietos.
8 . “Olvidarse rápido de lo negativo”, preferir una mirada positiva, constructora, reconciliada, cargada de esperanza.
9 . “Respetar al que piensa distinto”, practicar una mente abierta que aprende del otro. La fe crece por atracción, no por proselitismo ni imposición.
10 . “Buscar activamente la PAZ”, es un problema que preocupa, la violencia, la inutilidad de tanta muerte inocente y tanta destrucción, ahora mismo en Oriente medio y África.

– Unos fragmentos de la ORACIÓN reciente del Papa por la PAZ en Oriente:

«Señor, Dios de PAZ, ¡nunca más la guerra! Guíanos tú hacia la PAZ. Desarma la lengua y las manos, renueva los corazones y las mentes. Que la palabra que nos lleva al encuentro sea siempre ‘hermano’, que el estilo de nuestra vida se convierta en Shalom, PAZ, Salam. Amén»

( Dibujo: Eva Vázquez )