Una sola voz, una sola tierra / 14 mayo

= UN DÍA DE ORACIÓN POR LA HUMANIDAD: UNA SOLA VOZ, UNA SOLA TIERRA =

Invitación del Alto Comité de Fraternidad Humana a una jornada de Oración por la Humanidad el 14 de mayo, “No nos olvidemos de dirigirnos a Dios, el Creador, en esta gran crisis”.

El Alto Comité emitió un mensaje dirigido a cuantos creen en Dios Creador y a toda la humanidad, para recurrir a Él por la oración, el ayuno y las obras de misericordia, cada uno en su lugar y según su religión o creencias, por la pandemia e inspiración para los científicos.

– “ Apelación a los líderes religiosos y personas de todo el mundo por este llamado humanitario de acudir al Todopoderoso… Hagamos nuestro mundo más humano y fraterno, educando para la solidaridad y por un nuevo humanismo.”

__ __

El Alto Comité para la Fraternidad Humana nació en Emiratos Árabes Unidos para fomentar el diálogo interreligioso, inspirar la coexistencia pacífica entre personas de diferentes credos y nacionalidades.

El Comité actuará siguiendo el Documento sobre la Fraternidad Humana, con encuentros y acciones que permitan crear un mundo más pacífico:

– “ A todas las personas que llevan en el corazón la fe en Dios y la fe en la fraternidad humana, invitando a unirse y a trabajar juntas, una guía para las nuevas generaciones hacia una cultura de respeto recíproco, en la comprensión de la gracia divina que hace hermanos a todos los seres humanos.”

TEXTO completo del “DOCUMENTO de la Fraternidad Humana, por la Paz mundial y la Convivencia”, firmado el 4 de febrero de 2019 en Abu Dabi por el Papa Francisco y por el Gran Imán Ahmad Al-Tayyib.

__ __

Ahora nuestra oración personal y familiar.

: Dios creador nuestro, ayúdanos a amar y cuidar la vida, la naturaleza
: Dios señor del universo, llena nuestro corazón de alegría y esperanza
: Dios padre de todos, enséñanos a ser hermanos, a querernos y respetarnos
: Todopoderoso señor, deseamos ser humildes, pacíficos, solidarios
: Señor palabra eterna, háblanos al corazón, serás luz en el camino
: Misericordioso señor, esperamos de tu amor infinito el consuelo y la curación
: Amén.

__ __

De noche ~ la fe

– ” El primer día de la semana, siendo todavía oscuro, María Magdalena fue al sepulcro y vio la piedra removida “, san Juan c.20.

Reapareció el tema de la fe, esta vez como LUZ necesaria para caminar en la NOCHE, en medio de las dificultades de la vida, luz que ayudará a distinguir los peligros y evitar los tropiezos.

# Caminante por un camino duro, aun viéndose perdido y cansado en la noche, el poeta español LUIS ROSALES (+1992) confiará encontrar descanso, la luz y también el agua que calme su sed. Apenado y sediento, esperó. Sus versos quedaron en su ‘Retablo de Navidad’.

De noche, cuando la sombra
de todo el mundo se junta,
de noche, cuando el camino
huele a romero y a juncia.

De noche iremos, de noche,
sin luna iremos, sin luna,
que para encontrar la fuente
sólo la sed nos alumbra.

De noche, cuando los miedos
hacen más denso el silencio,
de noche, cuando el temor
alarga inmisericorde el tiempo.

De noche, cuando la pena
no logra encontrar la calma,
de noche, cuando la duda
en nuestro corazón se arraiga.

De noche iremos, de noche,
sin luna iremos, sin luna,
que para encontrar la fuente
sólo la sed nos alumbra.

Mismo tema llegó a la oración y canto de TAIZÉ, súplica por la fe compartida y la difícil comunión. Taizé será comunidad orante y de acogida, para reconciliar e iluminar el camino en la distancia, acercando Iglesias y religiones alejadas desde siglos.

# Verán aquí al fin el poema de san Juan de la Cruz inspirador del resto. En él compartió la experiencia personal de búsquedas, el secreto de su FE malherida, Luz entre nubarrones. Unos y otros desde diversos puntos, sin nombrarlo, señalaron idéntica Fuente de donde mana la luz y la VIDA verdadera, Cristo.

Cantar del alma que se huelga de conocer a Dios por fe

Que bien sé yo la fonte que mana
y corre,
aunque es de noche.

Aquella eterna fonte está escondida,
que bien sé yo do tiene su manida,
aunque es de noche.

Aquesta eterna fonte está escondida,
en este vivo pan por darnos vida,
aunque es de noche.

Aquí se está llamando a las criaturas,
y de esta agua se hartan,
aunque a oscuras,
porque es de noche.

Aquesta viva fuente que deseo,
en este pan de vida yo la veo,
aunque es de noche.

– ” A medianoche se oyó: Ya viene el esposo, salgan a su encuentro. Las jóvenes prepararon sus lámparas… ¡Nuestras lámparas se apagan! ¡Nos darán un poco de su aceite! “, san Mateo c.25.

Dios | fe y ciencia

# 1 . Escritos de san Juan ofrecieron tres definiciones divinas: Dios es AMOR, Dios es LUZ, Dios es VIDA. En efecto, sin luz no hubiera vida y sin amor solo muerte. El amor será promesa y calor, vida abundante si logra superar la oscuridad del egoísmo y la tiniebla del odio.

– “Yo soy la Luz del mundo, si me siguen no caminarán en tinieblas, tendrán la Luz de la Vida”, Juan c.8.
– “La Luz brilló en las tinieblas, y las tinieblas no la recibieron”, c.1.

Dios no es del todo invisible: su amor, su palabra, su voluntad, su rostro, se hicieron visibles en Jesús, el Hijo de Dios, ‘quien me ve a mí ve al Padre’, c.14.

Vean este himno matinal al verdadero ‘Señor del Universo’, la Luz total, Jesucristo:

” Eres la luz y siembras claridades.
Abres los anchos cielos que sostiene
como columna el brazo de tu Padre.
.. Arrebatada en rojos torbellinos
el alba apaga estrellas lejanísimas;
la tierra se estremece de rocío.
.. Mientras la noche cede y se disuelve,
la estrella matinal, signo de Cristo,
levanta el nuevo día y lo establece.
.. Eres la luz total, día del día,
el Uno en todo, el Trino todo en Uno:
¡gloria a tu misteriosa teofanía! ”

J.L. Blanco Vega

__ __

# 2 . ¿Hablar, escribir sobre DIOS? No seremos los últimos en hacerlo. Más allá de la física, nuestros conceptos e imágenes resultarán muy limitadas para expresar realidades como: el amor.. el alma.. dios.. la persona..

– San Pablo en el Areópago de Atenas: “Busquen por sí mismos a Dios, aun a tientas. No está lejos de cada uno, pues en él vivimos, nos movemos y existimos”, Hechos Apóstoles c.17.

Algunos verán un error querer humanizar a Dios o proyectarnos en él, sea uno, muchos o ninguno: “Dios es una idea. No me interesa la pregunta sobre si existe o no .. Somos nosotros los que modelamos a Dios a nuestra imagen y semejanza” (Reza Aslam).

Realidades inmateriales pero razonables, existen pues sentimos sus efectos, intuimos su presencia, ocultando su propio misterio que respetamos. Modos de conocer no científicos, otros lenguajes y puntos de vista: el arte, la religión, la filosofía, la poesía.

(Cf. Reza Aslam, ‘Dios. Una historia humana’)

El Eterno en la gloria, fresco, L Garzi, Santa María del Popolo, Roma

# 3 . Contenidos de la fe en forma de CREDO, fue algo habitual. Verán aquí por ejemplo verdades en que creer, fórmulas muy personales. Este tiempo nuestro prefiere el testimonio y la pluralidad, como en otros campos del saber. No será tiempo para dogmáticas cerradas, científicas ni religiosas. Mejor buscar, contemplar, amar.

“¡Los cielos proclaman la gloria de Dios, el firmamento pregona la obra de sus manos!” Sal 19.

Creo que Dios es mi PADRE,
el que lo crea todo para bien,
el que trabaja sin descanso por sus hijos.

– Creo más que a mis ojos a su Palabra,
JESÚS, el Hombre lleno del Espíritu,
que es luz, camino y verdad,
vivo para siempre junto a Dios.

Creo en el ESPÍRITU, Aliento de Dios,
que lo he visto resplandecer en Jesús
y lo sigo sintiendo en mí y en la Iglesia.

– Creo en el perdón, en la VIDA eterna,
que espero para mí y para todos,
por el poder y la bondad del Padre
manifestada en Jesucristo, nuestro Señor.

Cf. Ruiz de Galarreta

__ __

# 4 . “No hay lugar para Dios en el universo” , afirmó Premio Nobel de Física 2019, Michel Mayor. En verdad atrevida y poco científica afirmación. Otra SABIDURÍA, la del poeta creyente, presentó una alternativa, su mensaje, en la búsqueda paciente, humilde, valiente.

” Sabio que nunca te humillas
y estudias para negarlas,
las celestes maravillas;
a Dios se va de rodillas
y tú no sabes doblarlas.

Ni tu mente analizarlo,
ni tus ojos pueden verlo
y, en vano, esperas hallarlo,
si en vez de reverenciarlo
te empeñas en comprenderlo. ”

Federico Balart

– Viendo Jesús la poca fe de la gente, se preguntó: “Cuando venga el Hijo del hombre, ¿encontrará fe en la tierra?”, san Lucas c.18.

__ __

– Si no conocen, podrán gustar este sencillo canto al ‘Dios amor’, forma de canon, expresión de fe y amor.

Padre, yo te adoro
Yo te ofrezco mi alma y vida
Cómo te amo …

Buscar la Verdad, san Agustín

Tiempo para la poesía. Inquieto buscador san Agustín fue filósofo y gran teólogo (+430). Solo quise recordarlo mostrando mi aprecio, como ejemplo para las personas que buscan sinceramente en la noche la luz de la Verdad, con mayúscula. O sea, buscadores del origen y sentido último de todo. Buscando el Bien, la Verdad y la Belleza, al fin Agustín encontró a Dios, fuente inagotable de Luz y de Vida que nos habita y llena todo.

Si nosotros buscamos, antes alguien esperando nos buscó.. La ocasión de este post fue un bello soneto leído en la fiesta del santo, buen resumen de sus sentimientos, que les puse aquí y será a la vez oración, lamento de un poeta enamorado y de cada uno.

PRESTO TE CONOCÍ

Presto te conocí, Verdad divina,
¡y qué tarde te amé!… Tu luz potente
alumbraba los senos de mi mente
pero el alma vagaba peregrina.

Asomada al balcón de los sentidos,
fascinábame el mundo y sus locuras,
mendigaba el amor de criaturas,
sofocaba en mi pecho tus latidos.

¡Pero tú me buscabas, Vida mía!
El vuelo de tu flecha enamorada
llagó mi corazón, ¡oh dulce Arquero!

Venciste, mi Jesús, en la porfía,
ya soy la presa por tu amor ganada
y vivir de tu amor tan solo quiero.

~María Amelia Fé (+1975)

__ __

* Imagen: Yoshiro Tachibana | Pueblo azul

Quédate, Señor

Compartiendo experiencias me pasaron este poema de José L. Martín Descalzo para unir al texto de los peregrinos de Emaús. Dos discípulos perdidos y decepcionados encontraron el buen camino escuchando y hospedando al Maestro resucitado.

– Confesaron al caminante su extrañeza y dolor por la muerte en cruz de JESÚS de Nazaret. Un fracaso que pareció irreversible, será el paso a la nueva Vida que el Cristo resucitado irá comunicando.

Los versos de Martín Descalzo interpelaron nuestra fe, a veces puesta a prueba por la duda o el desengaño. La fe experiencia o solo teoría, será madura si permaneció abierta a lo nuevo, al cambio, la certeza: ¡Es el Señor!

– ‘Cuando nos habló Jesús, sentimos en el corazón una luz y un calor imborrables’… Fue su experiencia al gustar el consuelo y la paz obsequio del resucitado. ¡QUÉDATE, SEÑOR!, será su deseo de caminar siempre con la nueva luz, con las señales que dejó Jesús en el camino.

EL DIOS DE LA FE

En medio de la sombra y de la herida
me preguntan si creo en Ti. Y digo:
que tengo todo, cuando estoy contigo,
el sol, la luz, la paz, el bien, la vida.

Sin Ti, el sol es luz descolorida.
Sin Ti, la paz es un cruel castigo.
Sin Ti, no hay bien ni corazón amigo.
Sin Ti, la vida es muerte repetida.

Contigo el sol es luz enamorada
y contigo la paz es paz florida.
Contigo el bien es casa reposada
y contigo la vida es sangre ardida.

Pues si me faltas Tú, no tengo nada:
ni sol, ni luz, ni paz, ni bien, ni vida. 

__ __

-Texto Emaús: san Lucas c.24

* Imagen: Duccio di Buoninsegna, Camino a Emaús, fragmento, 1308. Discutiendo por el camino, Jesús se acercó a ellos. Lo reconocerán al partir el pan.

__ __

Conocerán esta bella melodía litúrgica de Carmelo Erdozáin que podrán escuchar aquí, “Quédate Señor”.

La noche fue melodía

camp_Cafayate-bl

Fue tradición al terminar el día agradecer con cantos y oraciones, también suplicar mil perdones a Dios y las personas, deseando la paz. A punto ya de oscurecer, cada día recordaré la vida y las sonrisas, las sombras y la luz, las palabras y presencias, también las penas y trabajos, al fin todo presentado, ya en reposo.

– Hasta mañana si Dios quiere, diremos. Y así será mañana un día nuevo para la vida y la amistad. Dichosos si el Señor al venir los encuentra bien dispuestos, él mismo habrá de obsequiarlos con su banquete, fiesta sin final, premio a la fidelidad en la noche y en el día.

Para tal fin se escribieron numerosos poemas y oraciones, la noche fue melodía. Aquí encontrarán uno de ellos, al terminar el día y comenzar la noche, vencida en apariencia la luz, que esperó impaciente por regresar mañana y disipar todas las sombras.

Cuando la luz del sol es ya poniente,
gracias, Señor, es nuestra melodía;
recibe, como ofrenda, amablemente,
nuestro dolor, trabajo y alegría.
.. Si poco fue el amor en nuestro empeño
de darle vida al día que fenece,
convierta en realidad lo que fue un sueño
tu gran amor que todo lo engrandece.
.. Tu cruz, Señor, redime nuestra suerte
de pecadora en justa, e ilumina
la senda de la vida y de la muerte
del hombre que en la fe lucha y camina.
.. Jesús, Hijo del Padre, cuando avanza
la noche oscura sobre nuestro día,
concédenos la paz y la esperanza
de esperar cada noche tu gran día. 

(Fco Malgosa)

Acompañando el tema recuperé estos versos expresión del propio miedo y la confianza en las noches oscuras:

Señor de la noche quédate que oscurece
No pases de largo señor de mi noche.
_No temas yo tomaré tu mano
Y si anochece seré tu descanso_

Señor de mis sueños amiga presencia
Si amanece seremos los dos alabanza.

Soy ciego, Señor

# Con ocasión de problemas graves, hechos dolorosos, si falló el buen ejemplo de discípulos/as del Maestro de Nazaret, pude leer una sentida SÚPLICA, verdadero grito de auxilio y de solidaridad. De nuevo pues la ceguera, el no ver y tropezar, querer salir y no saber, caer uno y hacer caer…

– Que nuestra conducta no oscurezca la belleza del evangelio, ni sea un impedimento para que otros se acerquen a Cristo.

Mas siempre “deberán velar y orar, tener piedad y recibir a quien llegó de lejos, temeroso y sin esperanza”. Pudiera ser o no como la oración de un hijo pródigo. Vean.

Soy ciego, Señor
Que seas Tú mi luz y mi guía
y me apartes de los túneles oscuros
donde fácilmente me pierdo
y me cuesta tanto esfuerzo abandonar.
Que seas ese horizonte al cual yo mire,
que nunca olvide que estás tú
y que tus manos me sostienen.

Soy ciego, Señor
Por eso necesito tu Palabra,
para que vea con los ojos del Evangelio
y no sólo con los de mi ajetreado corazón.
Para que avance por senderos de verdad
y sepa levantarme cuando sienta
que soy más pobre de lo que aparento,
no tan bueno como en presencia vendo.

Soy ciego, Señor
Tú me has llamado: si caigo, levántame.
Si me equivoco, corrígeme.
Si lloro, consuélame.
Sin Ti, Señor, será difícil permanecer,
y animar a los demás a permanecer en pie.
Porque soy ciego y a veces no veo,
que seas Tú, Señor, mi guía y mi luz.

# Ante una petición de auxilio tan urgente y necesaria, algunos recordarán aquel hermoso SALMO que fue de extrema confianza.

El Señor es mi pastor:
nada me falta, en verdes pastos él me hace reposar;
a las aguas de descanso me conduce y reconforta mi alma,
por el camino bueno me dirige, por amor de su nombre. 

– Aunque pase por quebradas oscuras, no temo ningún mal,
tú estás conmigo, tu vara y tu cayado, yo voy sin miedo.

La mesa me has preparado frente a mis adversarios,
con aceites perfumas mi cabeza y rellenas mi copa.
Irán conmigo la dicha y tu favor mientras dura mi vida,
mi mansión será la casa del Señor por largos días”.

(Salmo 23)

# También podrán retomar si gustó la oración de TEILHARD de CHARDIN, En busca de Dios.

Apocalipsis, el final

La liturgia y su lectura bíblica nos ofreció semanas atrás el texto que me pareció entonces especialmente hermoso y sugerente. “Apocalipsis” significa ‘revelación’, sacar a la luz lo que permaneció oculto, las expectativas y el final de todo. Alguien descifró el enigma y lo contó.

Fue el último libro de la Biblia, el Apocalipsis, para dar a conocer el sentido de todo lo que fue y el panorama figurado de lo que será. En imágenes y claroscuros, como en sueños, en prosa o poesía, que atrae y a la vez cuestiona.

– ¿El final de una etapa? ¿Cambios en la Vida? ¿Una Luz que ilumina, la niebla se disipa? ¿El fin último, el atardecer de la vida, de la propia vida? ¿Y después? ¿Amanecerá de nuevo?

L’Angélus | 1859 | Jean F. Millet

El mensaje del libro será más de confianza que de temor, de esperanza de Vida más que de muerte. Un final de acordes solemnes, una apuesta firme por la Vida y por la Luz. La actitud orante será la mejor del que espera confiado, aun sin saber el día ni la hora. Algo así sugirió Millet en su bello “Angelus”.

« El ángel del Señor me mostró a mí, Juan, el río de agua viva, brillante como el cristal, saliendo del trono de Dios y del Cordero.
.. A mitad de la ciudad, a ambos lados del río, creció un árbol de la Vida.. Allí no habrá ya nada maldito. En la ciudad el trono de Dios y el del Cordero, sus servidores le prestarán servicio, verán al Señor cara a cara y llevarán su nombre en la frente.
.. Ya no habrá más noche ni necesitarán luz de lámpara ni del sol; el Señor Dios irradiará Luz sobre ellos, y reinarán por los siglos de los siglos. El Señor Dios envió su ángel para mostrar lo que tiene que pasar muy pronto. Estoy para llegar. »

* Apocalipsis, c.22.

La Esperanza, otra vez

De nuevo la esperanza en el blog. En este tiempo amanecerá más tarde, la navidad y el fin de año, esperamos el día, la luz. . NAVIDAD para el creyente será la respuesta de Dios a nuestras llamadas, nos dirá: No temas, en medio del frío y la oscuridad llegaré para iluminar la vida, tu vida, tu corazón. No teman, estaré a su lado para siempre y cruzaremos juntos de la mano el hondo barranco del mal y la desesperanza. Vendré para consolar y acompañarles.

Eso mismo con bellas imágenes y promesas nos dirá el texto del profeta ISAIAS que me agradó y comparto. En cautividad, en destierro y desespero, sus poemas anunciaron cambios imaginados e inminentes. Bastará abrir en verdad las ventanas de la fe y del amor, soñar con el corazón lo imposible, dejando entrar la esperanza, luz que dejará como nuevas todas las cosas y las personas. Vida y alegría veremos donde antes fue muerte y tristeza. Fue la palabra del señor, creador y padre nuestro, madre buena, pastor fiel.

Dios vendrá en persona y los salvará

El desierto y el yermo se regocijarán,
se alegrarán el páramo y la estepa,
florecerá como flor de narciso,
se alegrará con gozo y alegría.

Ellos verán la gloria del Señor,
la belleza de nuestro Dios.
Fortalezcan las manos débiles,
robustezcan las rodillas vacilantes;

Digan a los cobardes de corazón:
«Sean fuertes, no teman.»
Miren a su Dios, que trae el desquite;
viene en persona, resarcirá y los salvará.

Se despegarán los ojos del ciego,
los oídos del sordo se abrirán,
saltará como un ciervo el cojo,
la lengua del mudo cantará.

Porque brotaron aguas en el desierto,
torrentes en la estepa;
el páramo será un estanque,
lo reseco, un manantial.

(Libro Isaías c. 35, año 750 antes de Cristo)

__ __

Para esta Navidad. . .

LO QUE QUIERO Y PUEDO HACER

– Que mi palabra sostenga a quien se dobla bajo el peso de sus problemas, males, enfermedad y miserias.
– Que mis manos fortalezcan al enfermo, socorran al indefenso, saquen al que se hunde en su soledad.
– Que mi corazón haga surgir el encuentro, que erradique odios, trasforme tanto desamor, haga surgir nuevo aliento.
– Que mi afecto haga crecer el deseo de superar la tristeza, experimentar el perdón, eliminar el miedo y avivar la esperanza.

(Cfr. G. Albarrán, CEP, Caracas)

VIVIR SIN ESPERANZA. . .

– ¿Cómo afecta la pobreza al carácter?
– Lo oscurece. La gente vive atrapada en la pobreza generación tras generación, y eso anula la esperanza. ¿Imaginan lo que será vivir sin esperanza?

(Anna Ferrer, Anantapur).

La oración del ciego

Verán este tema de evangelio, la fe desde el encuentro con Jesús de Nazaret. Por el interés de muchos en recuperar la vista y el conocimiento. “La fe es una cuestión de encuentro, no de teoría”, dijo el Papa Francisco. Un evangelio conocido que escucharon leer hará poco.

– “El ciego Bartimeo arrojó su manto, dio un salto y se acercó a Jesús. Este le preguntó: ¿Qué quieres que haga por ti? El ciego respondió: Maestro, que vea. Jesús le dijo: Puedes irte, tu fe te ha salvado. Al instante pudo ver, y siguió a Jesús por el camino”, san Marcos c.10.

Dedicarás un rato a hacer silencio en tu interior para escuchar su voz, buscarás la calma en medio de tus dudas y preocupaciones. Le hablarás así en confianza:

÷ Padre, me pusiste en el camino de Jesús. Lo sentí cerca, mas yo al borde del camino sin fuerzas ni ayuda para ir con él. Él se fijó en mí, escuchó mi grito: ¡Quiero ver! Gracias por el encuentro con el Maestro de Nazaret.
÷ Gracias, Jesús, tú eres maestro de lo que solo se ve con el corazón: la amistad, la paz, la alegría. Tú hiciste que desde dentro yo también te dijera: ¡Quiero creer!, y me diste el coraje para acercarme y seguirte.

Quien al fin vio se hizo portador de luz para los que siguieron a tientas buscando. Creer ayuda a recuperar la esperanza y a caminar con unas metas: por un mundo más justo y luminoso para todos.

Entonces recordé aquella letrilla, con su secreta vivencia:

BARTIMEO

En las puertas de Jericó
pasando Jesús de camino
oyó su voz Bartimeo,
saltó de alegría loco
su ceguera dejó y su manto
pues ya sólo al mesías
amar y seguir quería.