Dios en el silencio

«Elías tuvo miedo… Vino primero un huracán violento, pero Yahvé no estaba en el huracán. Después un terremoto, y un rayo, pero Yahvé no estaba en el rayo. Después se sintió el murmullo de una suave brisa. Elías se tapó la cara con su manto y salió de la cueva» (Libro Reyes c.19).

:: Con ese texto en la pantalla comenzó “El Gran silencio” (Ph. Gröning, 2006), la película que mostró el día a día en la Gran Cartuja de los Alpes franceses. Una cinta austera, meditación y silencio, la vida en estado puro y la presencia absoluta, hombres para Dios en la contemplación, «Señor, me sedujiste y yo me dejé seducir» (Jeremías).

¿Nos convendrá recuperar el silencio en nuestros corazones? En un tiempo tan lleno de ruidos y de prisas, urge asegurar la respiración interior. Nuestros deseos y pensamientos, nuestros fantasmas personales, suplicaron sosiego.

:: También sobre el silencio verán estas palabras dirigidas por un amigo sabio a gente que necesitará permanecer despierta y sus lámparas encendidas, en el llamado «Año de la Fe». El silencio, la oración y la fe, emparentados.

«Estamos necesitados de un lugar en nuestro interior donde no haya ruidos, donde nos pueda hablar la voz del Espíritu de Dios. Necesitamos convertirnos en un espacio abierto que la Palabra de Dios pueda llenar y el Espíritu pueda inflamar para bien de otros» (Adolfo de Nicolás SJ).

:: ¿Cómo explicar esa rica interioridad? Será tarea del Espíritu santo en nosotros. Encontré este texto del monje Isaac de Siria (+700):

«Cuando el Espíritu establece su morada en el hombre, este no puede ya dejar de orar, porque el Espíritu no deja de orar en él: duerma o vele, trabaje o coma, la oración no cesa en el interior, el perfume de la oración brota espontaneo de su corazón.»

Día Mundial contra la pena de muerte

El pasado día 10 de octubre se celebró el Día Mundial contra la pena de muerte. Ninguno de los estudios realizados ha podido encontrar pruebas convincentes que demuestren que la pena capital tiene un mayor poder disuasorio frente al crimen que otros castigos. Lo que hace de la pena de muerte un castigo especialmente inhumano e innecesario, simple venganza, disfrazada de justicia.

Hay esperanzas. A finales de 2012 se examinará y se someterá a votación en la Asamblea General de la ONU una cuarta resolución sobre una moratoria del uso de la pena de muerte, un nuevo paso en el camino hacia su abolición.

– Según datos de Amnistía Internacional, en los últimos 10 años 31 países han abolido la pena capital, los países que la aplican se han reducido en más de un tercio frente a la cifra de hace 10 años. Pero hay otros 58 donde este castigo es legal y mantienen a unas 20.000 personas a la espera cruel de ejecución en todo el mundo. Los mayores ejecutores: China, Irán, Arabia Saudí, Irak, USA, Yemen.

Fútbol para la Vida, Honduras

El blog ‘nicodemo’, atento a la situación de la infancia, quiere destacar hoy esta noticia, en el camino de alcanzar los ‘Objetivos del Milenio’.

En Tegucigalpa (Honduras) están celebrando el X aniversario del programa educativo “Fútbol para la Vida”. El propósito del programa es ofrecer una educación integral a la infancia y adolescencia de las colonias del Distrito Central de la capital.

«El balón sirve como medio para atraer a nuestros niños y jóvenes y despertar ese espíritu de competitividad, convivencia y respeto entre ellos, inculcándoles buenos valores y principios. Además, contribuye a reducir la deserción escolar, ya que tener buenas calificaciones es uno de los requisitos para poder estar en el programa.»

«Fútbol para la Vida» nació en el año 2002 de la mano de la Alcaldía Municipal del Distrito Central y UNICEF, con el apoyo de la Agencia Canadiense para el Desarrollo, y una red de voluntariado formada por madres y padres de familia, docentes y líderes comunitarios.

– El programa ha cambiado la vida de muchos jóvenes, dándoles ocupaciones y responsabilidades, enseñándoles a trabajar en grupo, respetarse y compartir.
– El plan arrancó con unos 25 equipos. Hoy está formado por unas 15.000 niñas y niños de más de 160 colonias y aspira a extenderse a escala nacional y contar con más de 150.000 participantes. Enhorabuena.

* Ver más sobre los «Objetivos del Milenio».

La búsqueda religiosa

Leí que una religiosidad bien llevada, si es sana y libre, va a satisfacer y abrir posibilidades de bienestar espiritual. Es también mi parecer. Solo el buscar ya te personaliza y engrandece. Pensé reproducir aquí unas impresiones que sonaron sinceras:

«Me gustaría señalar que tener una inquietud espiritual me ha dado mucha felicidad. Vale la pena emprender la búsqueda. Siempre he pensado que la religión sirve más para ser feliz en esta vida que para entrar en otra.
– No puedo hablarles de qué ruta tomar. Si cada religión es un camino y todos conducen a un mismo destino, importa poco cuál se elija.
– Algunos, criados en una religión que no los llenaba, buscaron una fe muy ajena a la suya. Otros, como yo, tras rebuscar por todos lados, vuelven a la de su infancia por tener más referentes culturales con su vida y su sensibilidad».

* Testimonio de la escritora hispano-uruguaya Carmen Posadas, la valentía o cobardía de algunos para comunicarse como personas de fe.

Imagen: Reflexiones, Nicoletta Tomas.

___

También pudiera ocurrir encontrar a Dios tras haberse por un tiempo alejado, como en esta súplica sincera que verán ‘Vuelve, Señor’. Lo quiso expresar con esta melodía Jesús Adrián con el grupo Satelite, México.

– Como una estrella que alumbra el camino
Que guía los pasos del que se perdió
Lo gris de mi cielo se vio iluminado
Y así desde el cielo, tu luz mi alcanzó.
– Vuelve, Dios, vuelve a mi vida
vuelve a encender la llama de tu amor.